lunes, 7 de noviembre de 2011

Qué onda con los cuentos!!!

Me voy a convertir en una "indignada"...

A ver? qué onda con los cuentos de hadas, príncipes, princesas, duendes, animales y un cuantohay?

Es que haciendo un recorrido rápido por mi estantería interna de cuentos voy sacando la cuenta de que las madres son las malas de la película, las que toman pésimas decisiones, o sencillamente las grandes ausentes!... Que fatal!

Originalmente estas historias estaban llenas de actos salvajes y crueles que más bien eran de terror. Los reconocidos autores Charles Perrault, Hans Christian Andersen, los hermanos Grimm y otros más crearon sus cuentos tomando como base estos relatos antiguos dando cuerpo a historias muy distintas a las que conocemos, con una crueldad que aún se destacaba.

Ahora bien, desconozco la real razón por la cual suavizaron sus cuentos hasta el punto de lo que actualemtne conocemos.

Estoy super clara de que las princesas solo fueron felices para siempre en los cuentos y que el príncipe azul montaba un corcel blanco y vive quizás donde... ah, en un cuento.

Entiendo y estoy de acuerdo en que los cuentos deben tener contenidos que cumplan algún fin educativo: no mentir, obedecer, etc., Pero en que momento se les ocurrió dejarnos en las actuales condiciones, me refiero a las madres, es por lo menos "raro". Me pregunto sinceramente ¿Qué tendrían estos hombres contra las mujeres o contra sus madres?

Para muestra unos botones:

Blanca Nieves: Huérfana de madre, con una madrastra perversa.
Cenicienta: Huérfana de madre, con una madrastra y hermanatras malísimas. La jovencita va a una fiesta en donde las doncellas son elegidas como mercancía y ella es escogida. Al menos esta niña tuvo un Hada Madrina.
Hanssel y Gretel: Niños abandonados en el bosque por los padres, en donde la de la idea era la madre.
La Caperucita Roja: La mamá manda sola a la pequeña por el bosque... sola! se supone que era chica.
Pinocho: No tiene mamá, fue creado por su padre.
Bambi: A la madre la mata un cazador. Crece huérfano de madre.
Pulgarcito: Ababdonado junto a sus hermanos por los padres, la idea también es de la madre.
La Bella y la Bestia: Huérfana de madre, el padre la ofrece a la Bestia.
El Patito feo: Rechazado por su supuesta madre, por feo.
Rapunzel: Arrebatada por una bruja, otras versiones diecen que fue vendida por los padres a la bruja, uf!
La Sirenita: huerfana de madre.
Pocahontas: Huérfana de madre.
Mulán: Debe actuar como hombre.
El Jorobado de Notredame: Asesinan a su madre, lo esconden y matratan.

No quiero seguir... porque seguro encontraría más.
Sin embargo también hay algunas excepciones, pero alparecer estas hitorias no son tan antiguas... o me equivoco?
Dumbo: Madre amorosa que lucha por estar junto a su hijo.
Peter Pan: Madre cariñosa que entendía a sus hijos. La hermana mayor, Wendy también es muy maternal.
101 dálmatas: Madre cariñosa con sus cachorros y ama que cuida a su aminales maternalmente también.
Aristogatos: Igual que en los 101.
Mary Poppins: Mujer que acompaña a los niños entregando buenos consejos.
Toy Story: Madre preocupada por sus hijos.

Son las menos y varias de ellas son animales... pero en fin.

¿Qué onda con los cuentos?

10 comentarios:

  1. Jajajajaja,totalmente de acuerdo la imagen de la mujer por los suelos en los cuentos. O somos malas malísimas o tontas de remate.
    En verano me trajo una sobrina un cuento para que se lo contara y tuve que hacerle mi propia interpretación del mismo porque nada más empezar hablaba como el marido de la princesa tenía escondidos los cuerpos sin vida de sus antiguas mujeres!!!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja como me he reído!!!! Seguro los escritores tenían carencia del amor de madre, o para que finalmente el protagonista o protagonistas de la historia llamen la atención y causen lastima, jajajajaj

    Ojo que la mama de los niños que cuida Mary Poppins también es media despreocupada pues le interesa luchar por los derechos de la
    Mujer mas que ver a sus hijos, jajajaja cosa por cierto que apoyo, pero se pueden hacer ambas cosas juntas....

    Pero no te enfades con los cuentos, son bellos igual y a los niños les encantan....

    Besos, me has alegrado la mañana con el post!

    ResponderEliminar
  3. jajaja que verdad! Y es cierto, hace unos días mi hijo se enganchó a ver Dumbo, y yo lloro cada vez que la mamá arrulla a su bebé a traves de sus barrotes...esa si es una mamá que da todo por su cachorro =)

    ResponderEliminar
  4. Tienes toda la razón, yo también me lo he planteado alguna vez.
    Me alegro de que me hayas recordado que también existen cuentos donde salimos, por fin, bin paradas.

    ResponderEliminar
  5. Bueno parece que los escritores tenian serios problemas con las mujeres (madres, esposas, etc).

    Aunq yo la verdad no lo habia visto desde ese punto de vista, porq las historias son tan romanticas y algunas aventureras que nunca preste atencion a esos pequeños detalles.

    Saludos♥

    ResponderEliminar
  6. Pame:
    ¡Buen análisis de los cuentos!. Pero si lo miras desde otro punto de vista, yo los veo más bien, siempre intentando darle a la princesa o al protagonista del cuento, un tono "extremo" de vulnerabilidad y la única manera de serlo, es sin tener una MADRE presente, que es la que brinda los cuidados, el amor y la cálidez para que se desarrolle y crezca en normalidad, para lograr una felicidad plena, por lo tanto, muestran siempre a los padres, como ineptos, despreocupados, poco afectivos o poco carismáticos..., dejados manejar por las segundas mujeres (que siempre son malas), es decir "padres mandados" jajajajaja.
    Por otra parte, muestran en el "Principe encantado...¿?", al Padre que nunca tuvieron , aquel que les dará la seguridad y el amor que les faltó... (plop, como si las mujeres necesitaramos a un hombre para ser felices y autosuficientes ja).
    ¡Un gran abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Elva, como dices hay que cambiar las versiones sobre la marcha, jajaja.

    Pamela, tienes razón con lo del cuento, por algo llega la señorita Poppins, cierto?, jaja.

    Mica, esa elefanta es un amor... un ejemplo.

    Carol, y pensar que crecimos con esas historias.

    Voy a ser Mami, por suerte ponemos nuestra atención en la aventura y romanticismo.

    Paula, pero por supuesto! será que los cuentos nos nuestran lo que SI debemos hacer las madres? jeje.
    Oye, yo no me quise ir por el lado feminista, pero pucha que conciuerdo, jajaja.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Tienes toda la razòn! años se ser amante de los clasicos de Disney y no habìa reparado en todos estos detalles! Como que la madre no aparece!! En fin, te mando un abrazo y deseo que tengas una gran semana!

    ResponderEliminar
  9. Es cierto lo de los cuentos... es bien impresionante lo crueles que son los clásicos.
    Gracias por comentar en mi blog!

    ResponderEliminar
  10. Wendo, cuando niña adoraba los castillos de Disney, ahora todavía me gustan sus cuentos y películas, pero ahí si que todo es rosa-rosa, jeje.

    Pilar, que sorpresa, soy Pamela de mimesadelpellejo, jeje, este es mi otro blog.

    Saludos chicas.

    ResponderEliminar